¿Cómo solucionar problemas de cubierta mediante eficiencia energética?

¿Qué debemos hacer cuando aparecen goteras?

 

El mejor consejo es recurrir a un profesional que nos oriente sobre la envergadura de la obra que tenemos que realizar (desde la sustitución de una teja, hasta la impermeabilización de toda la cubierta o la colocación del aislamiento).

 

Arreglar goteras es un asunto primordial para el mantenimiento de las azoteas o de los tejados de las viviendas. Al arreglar goteras prevenimos posibles daños a los aparatos eléctricos debidos a la humedad. Al eliminar goteras en los techos evitamos problemas mayores como fugas, oxidación de los tubos, posibles cortocircuitos para los usuarios, además, en muchas ocasiones esta presencia de agua combinada con la falta de aislamiento en la cubierta hace que incluso pueda salir moho que puede ser perjudicial para la salud de nuestros clientes.

 

El primer paso, es localizar el lugar exacto del origen de la gotera, que está justo en el lado opuesto al sector visible desde dentro de la vivienda: la parte superior (exterior) del tejado.

 

Uno de los métodos más simple consiste en observar la parte inferior del techo (por el interior de la vivienda) en un momento en que haya empezado a llover. En su defecto, es posible simular el efecto de la lluvia echando agua sobre el tejado con una manguera u otro medio similar. Si se apunta hacia el techo un haz de luz potente (como el de una linterna), se percibirá el brillo de las primeras gotas de agua.

 

Si observamos que esto es así, se debe proceder a la impermeabilización, puesto que o no la tiene, o está en mal estado, ya que está entrando el agua a la vivienda.

 

Por lo que para proceder a la impermeabilización, habrá que seguir los siguientes pasos:
1.- Limpiar el tejado.
2.- Impermeabilizar y aislar. Una vez que todo está en condiciones, hay que proceder a impermeabilizar toda la cubierta, con el fin de evitar filtraciones futuras.
3.- Instalación del acabado de la cubierta… ¡Y listo! El tejado aislado.

 

¿Qué pasos seguir para impermeabilizar la cubierta?

Antes de empezar con la impermeabilización, debemos identificar y descubrir si el problema de la gotera viene por la mala o inexistente impermeabilización de la cubierta con la ayuda de un profesional cualificado.

 

Una vez detectado el problema y dispuestos a impermeabilizar la cubierta:

 

1.- Es necesario limpiar bien la superficie de ramas, basura y restos de tejas rotas. Es fundamental limpiar bien la zona donde se trabajará y, terminada la reparación, tratar de que la superficie del techo quede lo menos irregular que se pueda. Esto se hará para evitar que ramas de árboles u otros objetos que quedan sobre el techo bloqueen las canaletas o formen huecos donde el agua se estanca. A menudo es este tipo de acumulaciones de agua el que desgasta los materiales y acaba por originar una filtración.

 

2.- Una vez que se ha impermeabilizado toda la cubierta, es el momento de aprovechar para colocar aislamiento en la cubierta, así se evitará la fuga de calor y en el caso de cubiertas invertidas, proteger la impermeabilización. Para mejorar el funcionamiento de la impermeabilización se pueden instalar unos paneles de poliestireno extruido, (con superficie acanalada en sus dos caras), por encima de la lámina impermeabilizante.

 

De esta manera se consigue proteger la impermeabilización de los cambios de temperatura y de los problemas que pueda generar el tránsito de personas. Al estar la lámina protegida nos va durar más por lo  que las siguientes humedades tardarán mucho en aparecer.
Además, el poliestireno extruido es de los pocos materiales aislantes que no se degradan en presencia del agua, por eso, el aislamiento de la cubierta durará toda la vida.

 

3.- Instalar las tejas o el acabado de la cubierta.

 

4.- No hay que olvidar algunas recomendaciones de seguridad. Cuando la labor se ha de realizar sobre el tejado, las precauciones se deben extremar aún más. Conviene evitar subir siempre que la superficie esté húmeda y usar calzado con suela antideslizante, además de casco y guantes apropiados. La escalera que se emplee para acceder al techo debe estar en perfectas condiciones, firme y segura, y tener la longitud necesaria para que su parte superior quede, al menos, medio metro por encima de la altura del techo.

 

En una cubierta invertida se produce el efecto de la difusión de agua, así la absorción del XPS es inferior al: 3 %

 

Recuerda que deben realizarse comprobaciones del estado de la impermeabilización interior cada: 1 año

 

A la hora de mejorar la cubierta para evitar goteras o futuros problemas de humedad por condensaciones es aconsejable instalar paneles de poliestireno
extruido, así mejorará la impermeabilización de la cubierta, puesto que es de los pocos materiales aislantes que no se degradan en presencia del agua, ya que tiene un buen comportamiento frente a ésta gracias a su estructura de célula cerrada; por eso, el aislamiento de la cubierta durará toda la vida. Esto puede ser un gran empuje para venderlo a nuestro cliente.

 

Para más información técnica sobre cómo solucionar los problemas de goteras, podéis acudir al blog de URSA: http://www.zona-confort.com/2016/02/arreglando-lasgoteras-de-la-casa-del.html



Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies